11 jun. 2010

¿COMO TERMINÓ ''HERENCIA DE AMOR''?

El día de ayer finalizó “Herencia de amor”, la telenovela protagonizada por Sebastián Estevanez, Luz Cipriota, Diego Olivera, Natalia Lobo y un gran elenco.

En el último capítulo “Pedro” se enfrentó a “Lautaro” para salvara “Verónica”. La lucha terminó con la muerte de Lautaro. Al enterarse, “Mercedes” (Nora Cárpena) se suicida, y Gregorio (Arturo Bonín) pudo escaparse sin dejar rastros. “María” (Mónica Ayos) y “Joaquín” (Miguel Habud) comienzan una vida juntos con “Brenda” (Gigi Bonaffino), y “Franco” (Diego Ramos) renuncia a su puesto de doctor para ayudar a “Morena” (Natalia Lobo) en su recuperación. Por su parte, “Luli” (Micaela Brusco) pudo volver a tener una familia, “Julia” (Mónica Antonópulos) se va del pueblo con “Valentino” (Eric Gysel) y “Dorita”.

El capítulo final tuvo una medición de 7.5 puntos. A lo largo de sus 273 emisiones logró una media de 9.3 con un pico de 14.7 y un piso de 5.3.

Continúa...


¿Cómo terminó “Herencia de amor”?
En el último capítulo de “Herencia de amor”, “Pedro” (Sebastián Estevanez) se enfrentó a “Lautaro” (Diego Olivera), quien tenía de rehén a “Verónica” (Luz Cipriota). La desbarnizada lucha finalizó con la muerte de “Lautaro”.

Si bien “Pedro” sufrió mucho por el odio de su hermano, lloró por el final que tuvo “Lautaro”. Por su parte, cuando “Mercedes” (Nora Cárpena) se entera de la noticia de que su hijo murió, se suicida, y “Gregorio” (Arturo Bonín) elude a las autoridades y logra abandonar Santa Victoria sin dejar ningún rastro.

Por otro lado, “María” (Mónica Ayos) y “Joaquín” (Miguel Habud) y “Brenda” (Gigi Bonaffino) comienzan una nueva vida, y “Franco” (Diego Ramos) renuncia a su trabajo como médico en Salta y se queda con “Morena” (Natalia Lobo) para ayudarla en su recuperación.

Luli (Micaela Brusco) disfruta de tener una familia nuevamente, y “Julia” (Mónica Antonópulos) abandona el pueblo con “Valentino” (Eric Gysel) y “Dorita”, la beba que tuvo con “Pedro”. Ambos se despiden y prometen verse seguido.

Por último, “Pedro” puede sentirse feliz gracias que ha vuelto al campo que lo vio crecer, encontró el amor de su vida en “Verónica”, está esperando otro hijo, y tiene la sonrisa de la pequeña “Catalina”.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

horrible, como termino

Melina Vélez dijo...

Estas novelas le faltan el respeto a la inteligencia de la gente. Fue muy mala, muy mala. Pésimamente tratadas las relaciones afectivas, los personajes, y los actores. Un manoseo permanente de los personajes hacia sus parejas y viceversa. Lamentable!